SOBRE PABLO PÉREZ

He recibido varios e-mails a travès de los cuales me preguntan por que hasta ahora no había escrito nada sobre el Gobernador del Estado Zulia, al parecer el silencio de mi parte ha generado cierta inquietud, algunos piensan que no tengo argumentos para opinar o que no tengo nada bueno que decir. Ante todo aclaro, que si tengo suficientes argumentos para opinar y también tengo muchas cosas que decir.

Si he guardado silencio no es por que me encuentre desvinculada del acontecer regional, realmente hace tiempo que el Blog había pasado a un segundo plano, tampoco pretendo eludir o solapar con mi silencio la realidad que me rodea y de la que soy parte. No intentaré defender o justificar las decisiones asumidas por el gobernador y tampoco se trata de juzgar o ser permisiva con su gestión de gobierno pues soy parte de ella directa o indirectamente y si hay algo con lo que no estoy de acuerdo simplemente lo hago saber.

Ahora bien, es cierto que se ha generado una matriz de opinión nada favorable en torno al Gobernador y su gestión, es cierto también que gran parte de sus detractores son personas que creyeron y que votaron por él, mientras otras se aprovechan de la necesidad de respuesta del colectivo para profundizar esa matriz y pescar en río revuelto.

Pablo Pérez asumió la Gobernación del Estado el 7 de diciembre de 2008, sólo han transcurrido 9 meses desde entonces y pretenden que su gestión ha fracasado o que no logrará la reelección o aún más descabellado que le harán un revocatorio. Señores seamos honestos, pensemos y reflexionemos mas allá de lo que podemos ver a simple vista. Pablo Pérez está avocado a guiar las riendas del Estado para consolidar su progreso y continuar el legado que Manuel dejó. La gestión de Gobierno de Manuel terminó para dar paso a ésta nueva gestión, no es una competencia para ver cual es mejor, ni tampoco se trata de una misma gestión con nombre distinto, se trata de una nueva gestión inspirada en los mismos principios y con los mismos valores que inspiraron la gestión de Manuel y que fueron la clave de su indiscutible éxito, pero se trata de una gestión totalmente autónoma e independiente que no se subordina a otra cosa que no sea la voluntad del pueblo zuliano y en su beneficio. Es absurdo pretender que en 9 meses puedan verse o materializarse los resultados de una gestión de gobierno, más si trata de una gestión que desde antes de comenzar ha estado marcada por los ataques desmedidos del Gobierno Nacional y todos sus poderes. Que todos sabían que esto ocurriría, sí, que no sabemos hasta cuando durará, pues realmente no lo sabemos, lo que si es cierto es que el gobernador no sólo asumió las riendas del Estado, también asumió a sus enemigos y también se convirtió en el blanco de sus ataques. como también es cierto que es un hombre capaz, que no se amilanará ni le doblará la frente a nadie, no empeñara su conciencia, ni negociara el futuro de su gente.

Todo comienzo es difícil, Pablo no vino a improvisar en cuanto al desarrollo interno del aparataje de gobierno, porque lo conoce y porque sabe como funciona, porque fue parte de él durante la Gestión de Manuel, pero el enriquecimiento y la experiencia adquirida le sirven para orientar una gestión y cimentar su estructura de gobierno, pero no trae incluido un manual de decisiones, pues las circunstancias son distintas y él como Gobernador debe tomar las decisiones pertinentes ante los nuevos retos que se le presentan. No está exento, como no lo está nadie, de tomar una decisión equivocada o de asumir posiciones que no agraden al colectivo, pueden ser decisiones que en el momento pueden generar rechazo y descontento y que indiscutiblemente son dificiles de asumir, pero que sin duda más temprano que tarde el tiempo justificará, justificará porque están orientadas en función de los principios y valores que inspiran su visión de gobierno. Un sólo hombre asume las riendas como máxima autoridad del Estado y su visión es la que orienta su gestión de gobierno, detrás de él hay un equipo de gobierno a través del cual el Gobernador materializa su visión, y del trabajo conjunto de ambos depende el éxito de la misma.

Un barco que acaba de zarpar no echa agua, pero si ese fuera el caso no tengan duda que nuestro capitán sabrá guiarnos para superar los obstáculos del camino y de que tenemos la gente necesaria para sacar el agua, mantener a flote el barco y llevarlo hacia puerto seguro.

El 7 de diciembre frente a nuestra patrona la Virgen de Chiquinquirá y frente a todo el pueblo que lo acompañò Pablo Pérez dio su palabra de consagrar su gestiòn y su esfuerzo al desarroolo y bienestar del Estado Zulia y su palabra es un documento…

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: